miércoles, 21 de marzo de 2018

Nuestro legado


 Siempre he sido un aventurero de la vida, digamos que la muerte no me daba miedo como se dice por ahí. Es algo que no sueles pensar cuando eres un chaval, te apetece sentir la adrenalina y que pase lo que tenga que pasar. He practicado deportes de riesgo, he hecho locuras que hoy día ni me atrevería a intentar, he tenido varias motos y hemos hecho el cabra con ellas. Era lo que se suele decir un cabeza loca.

 ¿Responsabilidades yo? "Las justas... ya me tocará cuando tenga un hijo y tendré que tragar en los trabajos..." Esa era mi filosofía de vida, que el trabajo no fuera una necesidad hasta que tuviera que serlo. Así pues, pasé por mogollón de trabajos, dejé estudios, otros los terminé... pero siempre, disfrutar del momento y de la vida, iba por delante. Mi madre se enfadaba con cada trabajo que dejaba o cada vez que me cogía la baja para irme de vacaciones.

 Así fue hasta que tocó sentar la cabeza ¡que viene el Pequeño Cavernícola! Bueno, el tema del trabajo ya estaba asentado de mucho antes, la corresponsabilidad en casa y el reparto de tareas era algo que pusimos en práctica desde el primer día, uno puede ser un cabeza loca pero también tener unos ideales.

 El caso es que llegaba el peque, el nuevo miembro de la familia y, con el paso del tiempo, a uno le ha entrado el miedo a morir. A ver, no es que sea algo psicótico, no ando esquivando terrazas o salgo con casco a la calle... Por otra parte, supongo que es algo normal ¿y si me pasa algo? Me da miedo solo pensarlo... La Mamá Moderna llevaba tiempo diciéndome nosequé de un seguro de vida, nosequé de seguro de accidentes... Y yo pasaba "que no, que cuando te metes en eso es cuando empiezas a morir". Supongo que cuando tuve el accidente con la bici el chip comenzó a cambiar, empecé a pensar en que algo había que hacer.

 Desde el día que nació el peque le hicimos una cuenta ahorro para que tenga algo el día de mañana, una cuenta en la que cada X tiempo se le mete dinero, cómodamente a elegir las cantidades y periodicidades. Al principio bastaba. Pero hace poquito decidimos hacernos un seguro de vida y accidentes, el combo, el 2 en 1, porque nunca sabes qué te puede pasar, dónde y con quién. Ahora respiro más tranquilo, sé que si algo nos pasa, mi hijo, nuestro hijo, tendrá algo, al menos algo que le ayude en el futuro si nosotros no estamos.

 Ojalá nunca pase nada, pero por si acaso nosotros ya hemos hecho algo. Es hora de empezar a pensar en ellos de esta forma, por escabrosa que sea, también habrá que ir pensando en testamentos y demás movidas... Fíjate, yo metiéndome en mierdas con aseguradoras y bancos...

 No quiero dejar de recomendar este artículo de Sem, del blog Y yo con estas barbas, en el que reflexiona sobre algo parecido.

10 comentarios:

  1. Jo a mí me pasó lo mismo, pero más miedo a que se muriera Raúl que yo. No sé por qué. Si llegaba tarde sin avisar mi imaginación se disparaba y lo pasaba fatal. Mi hermana al poco de parir me llamó y me dejó muy claro que si ella y su pareja faltaba mi familia iba a aumentar en un hijo y dos perros. Le contesté que encantada de ampliar familia, pero no a costa de su vida ainss Siempre no ponemos en lo peor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que al final cuando algo nos importa tanto es difícil no pensar en estas cosas de vez en cuando, cuando veo un accidente de coche o lo que sea es cuando me da por pensar ¿y si fuera yo? Nos falta testamento pero eso lo dejaremos por si aumentamos la familia o no, así no hay que rehacer.

      Eliminar
  2. Buffff yo lo paso fatal pensando en que me pase algo y que mi hija se quede sola. tambien tengo mucho miedo a q le pueda pasar algo a ella, pero ese miedo viene con la paternidad/maternidad...
    Suerte con tu libro, vi tu entrevista de la Razon. ;)
    www.amordesmadre.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que da miedo, solo de pensarlo se me revuelve todo el cuerpo, uffff.
      Muchas gracias por comentar y por leerme en otros medios :)
      Un saludo!

      Eliminar
  3. Puffff cómo te entiendo.... Desde que está el #Packde3 tengo pesadillas sobre qué pasaría si mi partenaire faltara... Uffff.... No quiero ni pensarlo.
    Gracias por el post

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada!! Pues sí, sueños difíciles, a mi me pasa a menudo, incluso lo pienso despierto, estremecimiento.

      Eliminar
  4. Yo tengo seguro de vida desde que me separé, porque pese a que el niño sigue teniendo a su padre... no se, como que lo quise dejar todo lo más atado posible. Han pasado 8 años y lo sigo manteniendo y así seguirá

    https://similocuramedeja.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una gran idea, y al final no supone tanto gasto comparado con otras cosas que no sirven para tanto.
      Un saludo!

      Eliminar
  5. Me alegra leer esta publicación, es buena. Siempre estoy buscando publicaciones y artículos de calidad y esto es lo que encontré aquí, espero que agreguen más en el futuro. Gracias por compartir. Mejores planes de seguro de salud

    ResponderEliminar
  6. Buen artículo, que has descrito muy bien sobre el seguro. Su artículo es muy útil para quienes buscan Seguros de salud en Miami. gracias por compartir...

    ResponderEliminar

Theme designed by Feeric Studios. Copyright © 2013. Powered by Blogger
Ir Arriba