lunes, 28 de marzo de 2016

Desahogo.


 Hoy no tenía pensado escribir nada porque el panorama en casa no es nada alentador, la Mamá Moderna estuvo enferma con placas la semana pasada y ayer se puso mala con gastroenteritis, el Pequeño Cavernícola sigue curándose su otitisy comiendo entre muy poco y nada, y yo... con gastroenteritis también, creo que no había vomitado tanto en mi vida como ayer.

 Pero aprovechando que estamos relajados en el sofá aprovecho para escribir estas líneas. Como he dicho nuestro Pequeño Cavernícola come entre poco y nada, ha perdido peso y ha decaído un poco en ánimo. A día de hoy hemos pasado por cuatro médicos diferentes entre urgencias hospitalarias, urgencias de ambulatorio, pediatra... mañana visitaremos uno nuevo.

 Y es que estamos preocupados, siempre ha sido de comer mal pero ahora no es que coma mal es que no quiere comer apenas nada. El caso es que el nos pide "ñam ñam" pero luego no quiere nada, salvo guarrerías, pipas, gusanitos y galletas las que queramos pero ni el jamón serrano que le gustaba un montón lo quiere. Además hay un cambio importante, hasta hace nada, una semana o así, le dábamos el puré y las sopas así como yogures y tal (todo lo de cuchara, vamos) pero ya no quiere, quiere hacerlo él sólo, y no sabe y no se deja enseñar, y se frustra y nos frustra y así poquito a poco la Mamá Moderna acabó con un ataque de ansiedad el otro día.

 ¿Qué hacemos? Todos los médicos nos insisten en lo mismo, está malito y lo importante es la hidratación, que aunque coma poco eso le vale, que le dejemos picotear lo que quiera y ofrecerle diferentes cosas y que elija. Pero lleva así ya una semana y hasta ayer lo veíamos alegre, contento, jugando como siempre, pero hoy ha estado decaído y triste. Nos tiene preocupados, queda hasta el sábado de tratamiento y ya veremos como lo afrontamos cuando hayamos pasado ese bache, esperemos que se recupere y empiece a hacer apetito y a querer comer otras cosas.

 No sé, ahora mismo sólo quiero gritar y desahogarme.


 Imagen sacada de daem.talca.cl

8 comentarios:

  1. Lo que viene siendo normal cuando estan malitos.... tranki primo, grita lo que necesites que aún te queda.... jeje

    ResponderEliminar
  2. Ya verás como en breve mejora. Lo ves negro porque estáis todos pochos y claro, así se hace todo cuesta arriba pero, a riesgo de que me quieras mandar al güano, efectivamente, lo importante es la hidratación. Y muchos mimos!! Pero para todos, que seguro que la Mama Moderna y tú también necesitáis un buen achuchón! De todas formas, que le revisen bien esa otitis y la garganta, no vaya a tener por ahí una placa o iaga puñetera que le está fastidiando el comer.

    Por cierto. Habéis probado a darle helado? Se que no parece ortodoxo pero es un alimento muy bueno para enfermos: energético, con leche, grasa... De los artesanos, no de los chungueros de marca :p

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno eso esperamos, hoy ya le han revisado bien y nos han confirmado que no llega ni al percentil 0-3, está 1 kilo por debajo y a 2 kilos de lo que debería ser en relación con su estatura, no es que nos obsesionemos con los percentiles pero al menos que entre dentro del mínimo, nos ha dicho además que ha perdido masa muscular y para el miércoles que viene tenemos programado análisis para descartar celiaco, intolerancias (lactosa, proteína de la vaca...), tiroides... Ya iré informando.

      Lo del helado tenemos que probarlo aunque con lo tiquismiquis que es cuando se mancha...
      Por cierto la otitis ya está casi curada y garganta y demás no le han visto nada.

      Gracias!

      Eliminar
  3. Se por lo que estás pasando. Yo con el mayor me encerraba en el baño a llorar. Llegué a prohibirle a mi madre que ne preguntara si el niño habia comido. Fue una epoca horrible, se quedó muy delgadito, sin ganas de comer y ojeroso. Ahora hay que decirle que pare de comer. Seguro que cambia. Un achuchon a mama y otro para ti.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bufff madre mía, ya me lo imagino porque yo debía de ser igual, siempre he estado superdelgado, tomando calcio y llegada cierta edad arrasaba con la nevera y con lo que hubiera delante pero sin llegar a engordar nunca, hasta los 24-25 no eché cuerpo.
      Gracias por comentar.

      Eliminar
  4. Ánimo! Entiendo tu preocupación y que no te valga lo de es normal, porque será todo lo normal del mundo, pero tú quieres que tu hijo coma y hasta que no coma no podrás estar tranquilo. Mucho ánimo para todos!1 beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Pues si, ya nos han mandado análisis y vitaminas para el apetito y algo más tranquilos estamos pero los ánimos van por momentos, a veces no queremos ni mirarnos a la cara mi mujer y yo por no llorar...
      Muchas gracias!

      Eliminar

Theme designed by Feeric Studios. Copyright © 2013. Powered by Blogger
Ir Arriba